Cinco videoclips que me ponían muy perraco en mi adolescencia

i-want-your-sex

¡Vuelve el sexo y la lujuria a Retro Memories! Sé perfectamente que sois todos unos viciosillos y que de tanto en tanto agradecéis la lectura de un artículo con carga sexual. Pues bien, estáis de enhorabuena porque hoy os hablaré de algo que alteraba mi libido cuando yo era un dulce púber. Si hace un tiempo mi socio Manel os hablaba de cinco mitos sexuales de su infancia hoy yo os hablaré de cinco videoclips que me ponían muy cardíaco. Pero mucho, ¿eh? Algunos de ellos hoy tienen una carga sexual ridícula si lo comparamos con cualquiera de las cosas que perpetra Miley Cyrus a.k.a. Guarra Montana, pero en su momento eran un prodigio de sensualidad y erotismo cosa que hacía que lograsen un gran impacto sobre el público. Si encima te pillaban en pleno despertar sexual, como fue en mi caso, no era de extrañar que se quedaran grabados fuego en tu pervertida mente y, por qué no decirlo, también en tu escroto.

Lo que veréis a continuación tan solo es una pequeña selección de una lista de videoclips que me causaban ardores en la entrepierna. Si veo que os interesa el tema ya iré ampliando la selección de títulos en futuros artículos. El orden de esta lista no tiene que ver ni con mis preferencias, ni con el año de estreno, ni por su dosis de erotismo, no. El orden es totalmente aleatorio. Así pues, sin más dilatación os paso a presentar cinco videoclips que sirvieron de banda sonora para mis horas de onanismo.

Robbie Nevil: “C’est la vie”

Empezamos fuertes y os aseguro que vais a flipar con esta elección. Despediros de la idea de ver un videoclip cargado de imágenes sensuales y provocativas porque no vais encontrar en él nada de eso. Aquí era más la película que me montaba yo, y que 30 años después me sigo montando, con lo que realmente transmitía el videoclip.

La cosa empieza prometiendo: vemos a una chica en picardías bailando en unas obras. ¡Genial! Esto ya me creo mi primera confusión en su momento. Creí que eso era el pan de cada día y que explicaba el hecho de que tantos jubilados se pasaran horas y horas mirando como operarios construían vete a saber qué. Lo que realmente miraban no era a los paletas trabajar sino a alguna tía buena bailar. Como mi padre se dedicaba a las reformas y pequeñas obras decidí acercarme alguna que otra vez a donde estuviera trabajando con la esperanza de que en cualquier momento algún pibón me dedicara unos pasos de baile. Evidentemente eso jamás ocurrió y cuando descubrí que eso nunca iba a pasar desaparecieron mis ganas de ir a ver trabajar a mi padre y con ellas las esperanzas de mi progenitor para que continuara con el negocio familiar.

Hagamos un salto hasta los 45 segundos del clip. En ese momento vemos a tres chicas encerradas en un lavabo y que se contornean al ritmo de la canción. Lo que realmente impactó en mí fue el look que llevaban: Tejanos y camiseta de tirantes. No sé el motivo pero ese look me ponía mucho. Mis ojos sobre todo si iban a las dos de que llevan camiseta blanca. Igual es que soy un enfermo pero desprenden un aroma a lesbiana que alteraba mis hormonas. ¡Ojo! A esta conclusión llegué con los años ya que “C’est la vie” vio la luz en 1986 y por entonces yo contaba 12 años y a esa edad todavía no sabía lo que era una lesbiana. Es que mis padres me sobreprotegieron demasiado.

A partir de los 1m20seg podremos ver cómo se van intercalando imágenes de estas mismas chicas, y alguna más, bailando sensualmente en una habitación luciendo hermosos vestiditos. No sabéis la de ordinarieces que llegué a imaginar que realizaban cuando cesaban de danzar.

"Danzad, danzad, malditas."

“Danzad, danzad, malditas.”

Mención especial a la chica que toca la batería y que de tanto en tanto sale beneficiada con un primer plano cantando lo de “C’est la vie”. Se convirtió en un mito erótico para mí. Efímero sí, pero erótico al fin y al cabo.

¡Ah! La asiática que toca el bajo también es lesbiana, no me jodáis. Si se lo hace o hacía con la “bataca” eso yo ya no lo sé.

- Coño, Robbie, ¿qué te ha pasado? - Pues que he envejecido fatal. C'est la vie.

– Coño, Robbie, ¿qué te ha pasado?
– Pues que he envejecido fatal. C’est la vie.

Con “C’est la vie” Robbie Nevil logró un gran éxito. Éxito que por desgracia no tuvieron sus siguientes canciones. Estamos pues ante lo que se considera un One hit wonder al igual que, por ejemplo, Michael Sembello, dato que doy solo para poder lincar este artículo en los que hablo del hit “Maniac“.

George Michael: “I want your sex”

“Quiero tu sexo”. ¡Toma ya! Olé tus huevos George Michael por pasarte la sutilidad por los… umm… huevos y titular una canción de forma tan explícita.

El vídeo empieza fuerte. En tan solo 11 segundos vemos el cuerpo de una chica en lencería paseando alegremente por delante de la pantalla, varios rostros femeninos atractivos y unas sabanas de seda bajo las que todo insinúa que hay una pareja retozando. Con solo esto ya había suficiente para terminar con toda la provisión de kleenex que teníamos en casa.

Pero “I want your sex” da más, mucho más. Vemos cuerpos femeninos siendo acariciados, vemos a George Michael pintando palabras con un pintalabios sobre el cuerpo desnudo de una chica, manos quitando las medias de una pierna femenina y mi preferida de todas: George Michael y una chica desnudos en la cama, con los ojos vendados y dedicándose carantoñas. Esto sí que es alto voltaje sexual, señores.

Qué no me entere yo que ese culito pasa hambre.

Que no me entere yo que ese culito pasa hambre.

Viendo semejante percal no es de extrañar que deseara enormemente crecer y hacerme un hombre hecho y derecho como George Michael porque todo indicaba que el tío se inflaba a follar. Con los años descubrí que follar, lo que se dice follar, sí que se inflaba a hacerlo, pero no de la forma heterosexual que yo creía. Pero oye, su promiscuidad siempre ha despertado mi mayor admiración, identidad sexual aparte.

Whitesnake: “Here I go again” / “Is this love”

Por avatares de la vida David Coverdale, solista de la banda Whitesnake, consiguió ligarse a la joven y pizpireta actriz Tawny Kitaen, conocida por aquel entonces por sus papeles en “Despedida de soltero” junto a Tom Hanks, el film de culto “Witchboard: Juego diabólico” y “Corazón de cristal”. Siempre he defendido la teoría que se conocieron en la peluquería pues ambos lucen el mismo peinado. Dato absurdo aparte lo que sí que es cierto es que Tawny rebosaba belleza y (no tanto) talento y como buen macho alfa líder de una banda de rock el bueno de Coverdale vio lógico que si se había ligado a semejante pibón lo mejor que podía hacer era vacilar de ello. ¿Cómo? Muy fácil, haciendo que protagonizase algún videoclip de su banda.

David Coverdale y Tawny Kitaen hicieron locuras por su amor. Como por ejemplo vestirse de gala para ir a echar un cigarrillo a la playa.

David Coverdale y Tawny Kitaen hicieron locuras por su amor. Como por ejemplo vestirse de gala para ir a echar un cigarrillo a la playa.

Así fue como Tawny Kitaen llegó a compartir protagonismo, pues cama ya compartía desde hacía tiempo, con David Coverdale en algunos de los clips de Whitesnake.

De entre todos en los que participó, tres si no voy errado, yo me quedo con “Here I go again” por los dos bailecitos que se marca la Kitaen: uno encima de los capós de varios coches y otro que se marca dentro de un coche que conduce el propio Coverdale mientras entona el estribillo del hit de la banda. Unas imágenes estas que a no ser que seas de la DGT y que estés más preocupado por la seguridad vial que por cualquier otra cosa hacen que te pongas muy burro. Vamos ya te digo yo que mataría por ponerme en el lugar de Coverdale. Ya puede venir luego la benemérita y quitarme todos los puntos del carnet de conducir, embargarme la casa y matar a mi perro que ese paseo con la bella Tawny habrá valido la pena.

A modo de bola extra os voy a hablar de “Is this love”, otro de los vídeos de Whitesnake protagonizado por Tawny Kitaen, en que la actriz se marca un bailecito ataviada con un vestido blanco mientras el tonto nabos del Coverdale se la mira desde la cama en una escena que da para todo un simposio sobre pajas y gayolas.

David Coverdale y Tawny Kitaen finalmente contrajeron matrimonio el 17 de febrero de 1989. El matrimonio apenas duró 2 años. Tawny esgrimió para solicitar el divorcio, entre otras causas, la diferencia de edad que les separaba. ¿Lo dices en serio, Tawny? Pero si solo os llevabais diez años. No puedes hablar en serio. Esa diferencia es ridícula. Yo sé de gente que se lleva dieciocho años con su pareja y es inmensamente feliz (Aviso: este gag solo lo pillarán los más iniciados). ¡Vamos Tawny, no me jodas! Tú ibas a por la pasta desde un buen principio.

El divorcio coincidió con la caída de popularidad de Whitesnake y la caída en las drogas de Tawny Kitaen. Afortunadamente ambos pudieron reponerse con el tiempo. Pues muy bien, ¿no?

Billy Idol: “Cradle of love”

Esto ya son palabras mayores. “Cradle of love” no solo merece formar parte de esta lista por lo libidinoso que es su videoclip sino que además merece tal honor por ser un temazo y encima formar parte de la banda sonora de “Las aventuras de Ford Fairlane”, probablemente, y por mucho a muchos les joda, una de las mejores películas de la historia.

"El videoclip de "Cradle of love" es increíble ble ble".

“El videoclip de “Cradle of love” es increíble ble ble”.

Pero centrémonos en el videoclip que es lo que nos atañe. Empieza mostrándonos a un pardillo que está tranquilamente en su apartamento. En ese momento llama a la puerta Debbie, su dulce e inocente vecinita, que le dice que se ha quedado afuera de su casa y que si puede pasar. Con la excusa de escuchar un casete, precisamente el tema “Cradle of love”, mientras espera Debbie empieza a bailar de manera provocativa ante la mirada de su vecino que poco a poco se va poniendo como una moto. La chica se quita parte de su ropa, se suelta el pelo y se desboca. El momento culminante llega cuando se pone a bailar de forma sensual sobre la cama del pobre tío para finalmente acercarse gateando a él y besarle de forma lasciva. Yo no sé quién escribió esta maravilla pero este tío sí que se merece un puto Premio Nobel y no el desagradecido de Bob Dylan.

Durante la canción vemos a Billy Idol aparecer en los cuadros de decoración que decoran la casa. Por aquel entonces Idol arrastraba las secuelas de un grave accidente de moto así que es de suponer que el tío no estaba para echarse muchos bailes de cara a la galería y lo trampearon así.

Al final del videoclip Debbie recupera la compostura y con la misma cándida voz con la que se presentó a su vecino se despide de él para irse con el macarra de su novio.

“Cradle of love” causó tanto impacto en mí que a día de hoy cuando llaman a mi puerta y al abrirla me encuentro a dos mujeres testículos de Jehová, perdón, quiero decir testigos, me dan ganas de ponerles este hit para ver si se desmelenan un poco.

Os aseguro que ninguna de las 100 preguntas versa sobre Billy Idol.

Os aseguro que ninguna de las 100 preguntas versa sobre Billy Idol.

Por cierto, la chica que interpreta a Debbie es Betsy Lynn George, que indagando un poco en su biografía he descubierto que aparecía en uno de mis episodios favoritos de “Lois & Clark: Las nuevas aventuras de Superman”, dato que me ha ido de maravilla para poder enlazar este artículo que escribí hace un tiempo sobre el hombre de acero.

Aerosmith: “Crazy”

Como buen rockero Steven Tyler aprovechó su fama para cepillarse a toda aquella que se le acercaba. Todos estos años que se pasó pegando más tiros que el Coyote tenían que tener un precio y en su caso fue un peaje precioso. Ni más ni menos que Liv, la hija que el rockero tuvo con la modela Bebe Buell y de la que desconocía su existencia hasta que la niña no cumplió los nueve años.

Steve Tyler y su hija Liv posan sonrientes para los lectores de Retro Memories.

Steve Tyler y su hija Liv posan sonrientes para los lectores de Retro Memories.

Como Tyler vio que su hija se convertía con los años en un bellezón decidió que se merecía protagonizar un videoclip de su banda. El tema a promocionar era “Crazy” y por si con su hija no fuera poco para volvernos a todos locos (Ojo, que bien me lo he montado para juntar en una misma frase “crazy” y “loco”, ¿eh? ¡Estoy sembrao’!) decidió juntarla con la actriz Alicia Silverstone, que también era un rato guapa y que ya había trabajando para el grupo en el videoclip de “Cryin’”, trabajo en el que coincidió con los actores Stephen Dorff (“Blade”, “Sangre y vino” etc.) y Josh Holloway (Sawyer en “Perdidos”).

Ya para empezar un dato para ir subiéndonos la temperatura: las dos protagonistas salen vestidas de colegialas, que como todo el mundo sabe es una vestimenta que aparece en las fantasías sexuales de más de un hombre.

“Crazy” empieza con la fuga de Alicia y Liv de su colegio. Para deleite de los depravados queda ese momento, a los 17 segundos, en el que a Alicia se le queda enganchada su falda en la ventana y vemos su enagua. Ojo, que si ya nos ponemos con esto es que estamos muy mal, ¿eh?

A partir de aquí contemplamos lo que hacen las dos jóvenes durante su fuga: Ir a comprar ropa, más bien robar, y aprovechar para tomarse fotos desnudas en el probador, ir a un club de striptease en el que Liv baila y se quita la ropa frente a una Alicia disfrazada de hombre, de largo el mejor momento del videoclip, y finalmente nadar desnudas frente a un joven campesino.

No sabemos si está loca o no, pero actualmente Alicia Silverstone luce este aspecto.

No sabemos si está loca o no, pero actualmente Alicia Silverstone luce este aspecto.

Como veis el bueno de Tyler no tiene remilgos en enseñar con poca ropa a su propia hija. No llega a los límites de depravación de Dario Argento, que siempre que puede saca en pelotas a su hija Asia en alguna de sus películas, pero casi.

“Crazy” se convirtió en un gran éxito para Aerosmith, en gran parte porque es una canción cojonuda, pero sobre todo por la gran tabla de promoción que fue su alucinante vídeo.

Y con “Crazy” cerramos la lista de los videoclips más calientes que animaron mi adolescencia. Es el momento que os manifestéis vosotros. ¿Qué os parecieron en su momento estos clips? ¿Y ahora? ¿Qué otro vídeo incluiríais en una futura lista? Contad, contad…

Recordado por el viejales: el día 28 de octubre de 2016 a las 9:00 am

Categorías relacionadas : Cantantes, Grandes Hits, Música, Personajes

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*